Fotos para tu página web: genera una excelente primera impresión

¿Son las fotos de tu página web tan buenas como tu marca?

¿Alguna vez te has parado a pensar si las fotos de tu página web están a la altura de tu trabajo?

Quiero decir: si te preguntara por cómo valoras tu trabajo, casi al 99% me dirás que trabajas muy bien y generas confianza. Pero, a día de hoy, la mayoría de negocios utilizan su página web como principal escaparate para captar nuevos clientes.

En este escenario, la primera imagen que la gente genera sobre tu marca es lo que le transmite tu página web, no la calidad de tu trabajo.

Tu trabajo puede ser maravilloso. Pero mucha gente te va a empezar a conocer por tu página web.

Ya hemos hablado en otra ocasión de cómo elegir las fotos para tu web. Aún así, muchas veces pasamos de puntillas sobre el tema, intentamos hacerlo rápido o pensamos que ya más adelante cuando la web tenga rodaje. Al final, nos olvidamos de la importancia que puede tener esto en tu estrategia de marketing.

Así que hoy, tirando de recuerdos y de experiencia, vamos a repasar algunos puntos y errores que  hemos detectados en sesiones de fotografía corporativa orientada a páginas web.

📸Fotografías para las secciones de tu web: no es un museo

Primer consejo: en tu página web sobran fotos. Estoy convencido de ello, porque es lo que suele pasar.

Siendo este un blog de fotografía corporativa, te vas a pensar que estoy loco y me estoy tirando piedras sobre mi tejado.

Pero en Mr.Kii creemos que la fotografía corporativa no es más que otro ingrediente o herramienta que utilizar en tu estrategia de marca, como el diseño, unos textos atractivos y una identidad de marca adecuada.

La fotografía corporativa debe basarse en marketing más que en arte.

Sin hacer mucha memoria, me vienen a la cabeza al menos 3 clientes que me pidieron colocar fotos de cuadros en su página web, para «darle color». Y no, la web no era de un museo o una galería de arte. Eran cuadros suyos, pintados por sus parejas o que estaban en la oficina y que les parecía maravilloso colocar en su web.

Me aventuro a apostar que la foto de un cuadro no va a multiplicar la conversión de tu despacho de abogados. Así que valora cuándo y el porqué de utilizar una foto en tu página web.

Mis 3 razones claves para saber si debes usar una foto

Después de pensarlo mucho, estas son mis 3 (únicas) razones para usar una fotografía en una página web:

  • Portfolio
  • Atención
  • Conversión

Seguramente te hayas quedado tan a cuadros como los de mis clientes, así que paso a ampliar un poco más la información:

Portfolio: es una muestra de tu trabajo

Aquí no hay discusión. Existen muchísimos tipos de negocio en los que puedes tener fotografías que sirvan para enseñar cómo es tu trabajo.

fotos-mrkii-ensalza-2
Ejemplo de foto de portfolio o muestra de trabajo.

Una fotografía de un trabajo bien hecho nunca sobra.

Pero ojo:

  • Cuida la calidad de la imagen.
  • No te pases con el peso.
  • Acompaña la imagen de un texto donde expliques qué está viendo el cliente potencial.

Atención: acompaña al texto y ayuda a mantener conectado al usuario.

Por mucho copy que contrates, muchas veces necesitas una imagen para romper la monotonía y mantener la atención del lector.

Pero jamás la metas por rellenar. Haz pruebas y mide cómo responde el usuario.

Si el texto cumple su objetivo sin la foto, quítala: el cliente potencial llegará antes a la llamada a la acción.

Además, la web cargará más rápido. Todos contentos.

Conversión: aporta valor y, por lo tanto, ayudará a conseguir el objetivo final

El fin último de cualquier página web es convertir. Y lo primero que debes tener claro es qué objetivo tienes y qué quieres conseguir con esa página web.

Usa imágenes que ayuden a conseguir el objetivo de tu página web.

Da igual cuál sea el objetivo, pero tu página web debe tenerlo. Y las fotos de tu web deben unirse al texto y al diseño para persuadir al cliente potencial y conseguir ese objetivo.

Puede que las fotos que has elegido cumplan una, dos o incluso los 3 requisitos. Pero nunca, nunca, nunca pongas una fotografía «por poner», sin pensar antes su utilidad dentro del diseño y de los objetivos de la marca.

Antes de elegir qué foto poner en tu web, pásale el escáner con estas 3 preguntas clave.

Nunca elijas una foto para tu página web que no cumpla la menos 1 de estos requisitos.

😱El drama de las fotos para el quiénes somos

Ahora que, más o menos, tenemos claro cuándo usar una fotografía en nuestra página web, vamos a por el siguiente trauma de la fotografía corporativa: las fotos de equipo para el «Quiénes somos».

Mono tocando música dramática al piano

👥Drama #1: la fotografía de grupo

Es muy habitual, sobre todo en empresas de cierto tamaño, querer una fotografía corporativa de todo el equipo. Ya sabes, la típica foto panorámica donde sale todo el equipo de la empresa.

Pues hoy, en derribando mitos, te voy a contar los 3 problemas que tienen este tipo de fotografías:

Disponibilidad

Juntar a todo el equipo para hacer una fotografía, es complicado. Muchísimo.

La mayoría de sesiones se hacen en horario de trabajo. Mientras organizas la sesión en una zona, el resto del equipo puede trabajar y no bloqueas el día.

Pero conseguir que todos paren durante 15-20 minutos para hacerse una foto resulta muy muy complicado. Además, siempre hay gente que está fuera (reuniones, teletrabajo…), de vacaciones, de baja o, simplemente, tiene otro horario.

Espacio

Esta es complicada. Aunque no lo creas, necesitamos un espacio mucho más grande que el de trabajo para hacer una foto de grupo.

La oficina no es tan grande como piensas… y la fachada es menos bonita de lo que creías.

Es complicado (o imposible a veces) mover mesas, equipos, etc para tener el espacio suficiente para hacer una foto de grupo «grande». Y cuando digo grande, me refiero a más de 10 personas, porque el tamaño de la oficina irá acorde.

Rotación de personal

Aunque sea difícil o duro pensarlo ahora, es muy posible que dentro de unos meses ese equipazo que tienes… no esté completo. Puede que alguien cambie de aires o que necesites contratar a 3 personas más.

Y, en ese momento, tu magnífica foto de equipo en la web… empieza a no reflejar tu marca realmente.

Conclusión: apostaría que más del 80% de las fotos publicadas en las secciones de quiénes somos del mundo entero… están desactualizadas.

Solución

Siendo sinceros, aquí hay poca magia que hacer, aunque intento dejarte algún consejo:

  • Descartar una foto de grupo «clásica». Puedes optar por una panorámica donde se vea gran parte del equipo trabajando, en un evento o algo similar…
  • Asumir que la foto estará desactualizada. Conozco gente que sigue apareciendo en el quiénes somos de empresas que dejó hace 6 años…  todos tan contentos, oye.
  • Actualizar la foto según la rotación de vuestro personal. Jijijiji

👤Drama #2: los retratos corporativos

Una vez superado el escollo de la foto de grupo, llega el siguiente: ¿Ponemos fotos individuales en el quiénes somos?

De nuevo, siento ser el portador de las malas noticias. Aunque a mi me encantan y soy gran defensor de humanizar el quiénes somos con fotos del equipo, hay cosas en las que deberías pensar.

El orden y el tamaño

Cómo colocar a los miembros del equipo y si todas las fotos tendrán el mismo tamaño: por departamentos, por orden alfabético, por orden de llegada, la junta directiva más grande…

Busca una solución coherente y alineada con tu imagen de marca. No te imaginas el tiempo que he visto a empresas invertir en este punto.

Rotación de personal

No me repito. Misssssmo planteamiento que en el punto anterior.

Aquí es más fácil quitar cuando alguien se va del equipo. Pero también tienes que pensar en qué pasará con los nuevos.

Y de ahí, llegamos al siguiente punto.

Diseño y fondo

Piensa y habla con el fotógrafo que elijas cómo tienes pensado utilizar estas fotografías individuales.

Tienes que tener claro cómo vas a proceder cuando llegue alguien nuevo

Si vas a tener mucha rotación de equipo y las fotos nuevas no os van a quedar uniformes, jugad con ello desde el principio. Podéis optar por fotos más creativas, con fondos diferentes o menos «serias».

Lo importante es, cuando entre alguien dentro de 1 año a la web, que no se note a la legua cuáles son las fotos que hizo el fotógrafo (fondo sólido, misma pose, iluminación perfecta) y cuáles las que hicisteis desde el móvil el viernes a las 3.

Solución

Es mucho más fácil de salvar el problema de la foto individual, así que no sufras con los retratos corporativos. Ahí van unos consejos:

  • Aprovecha un fondo neutro de la oficina (una pared blanca, algún exterior con fondo claro…).
  • Mantén las fotos actualizadas. Si el equipo es grande y hay rotación, puedes aprovechar para actualizar la web cada 3-4 meses y agrupar todas las incorporaciones juntas: ahorraréis en costes con el fotógrafo y evitareis momentos incómodos.
  • Guarda siempre el mismo criterio, aunque ese criterio sea el caos.

Siguiendo todos estos pasos, habrás hecho una pequeña auditoría fotográfica a tu página web.

Si la cumples, enhorabuena: ahora podrás decir, sí que sí, que tu página web es tan buena como tu marca.

Y si falláis en algún punto y queréis un poco de ayuda, ya sabes dónde localizarnos.

¿Te ha gustado?

Compártelo, déjanos tu comentario o suscríbete para no perderte las novedades del blog ;)

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja un comentario

Sí, acepto la política de privacidad *

Responsable: Santiago Alonso Posadas, titular del website www.mrkii.es

Finalidad: Prestarte el servicio solicitado y contestar a las cuestiones planteadas

Legitimación: Consentimiento del interesado (es decir, tú), al enviar el formulario.

Destinatarios: Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. En todo caso, los datos que nos facilitas están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de la UE o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo “Privacy Shield”, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos.

Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

No te pierdas las novedades ;)